jueves, junio 20, 2024

Regístrate Aquí

Mascarillas transparentes para personas sordas

El uso de mascarillas no médicas sigue siendo una de las principales recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) para limitar la propagación del virus SARS-CoV-2.

El Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Occidente  de la Universidad Jesuita de Guadalajara tras exhaustivas pruebas relacionadas a la eficiencia de materiales, ergonomía y sustentabilidad, han desarrollado un cubrebocas transparente, lavable, fácil de colocar y diseñado para ajustarse a la ergonomía del promedio de mexicanos. Además, el dispositivo obliga al usuario a utilizar ambas manos para su colocación, evitando que la persona se toque la cara durante el proceso.

Elaborado a partir de PVC flexible, la mascarilla tiene dos filtros intercambiables que retienen hasta el 95% de las partículas aéreas. A diferencia de la mayoría de las mascarillas disponibles en el mercado de México, el cubrebocas Brankia no necesita utilizar las orejas como soporte, en tal sentido, resulta mucho más cómodo. Además, algo muy importante, no permite que los lentes del usuario se empañen.

Este cubrebocas es ideal para quienes utilizan el lenguaje de señas como forma de comunicarse, ya que los cubrebocas tradicionales no permiten ver los labios para poder entender al interlocutor, aunque las manos sean su principal herramienta y ciertos dispositivos que ofrecen algún tipo de transparencia, no garantizan su efectividad contra el virus COVID-19.

Según sus creadores este cubrebocas es seguro, reutilizable, cómodo, lavable con champú y de bajo costo.

Otros artículos

Últimos Articulos